.st0{fill:#FFFFFF;}

Finanzas Personales. 

Las finanzas personales son un conjunto de técnicas que permiten administrar el dinero, en otras palabras es la forma en que sepas administrarte para que no llegues al final de la quincena sin saber cómo vas a pagar las siguientes cuentas

Es muy fácil decir que debemos de llevar un control de nuestras finanzas personales, pero a veces lo podemos ver muy complicado o difícil de ejecutar, por lo tanto, te comparto una lista con tips que puedes llevar a cabo con acciones muy sencillas, que si las vas aplicando con el paso del tiempo te será más sencillo organizarte.

A continuación enlisto tips para llevar tus finanzas personales.

  1. Vive de acuerdo a tus posibilidades.
    Esto quiere decir que no gastes más de lo que ganas, es una regla de oro para llevar tus finanzas lo más sanas posibles. Ajústate a tu presupuesto y si no es suficiente para lo que requieres, busca otras fuentes de ingreso.

    2. Rastrea tus gastos.
    Anota de forma diaria tus gastos y ve analizando qué tipo de gastos son importantes y qué otros son fugas.

    3. Crea y sigue un presupuesto.
    Una vez rastreados los gastos, puedes observar qué gastos son forzosos de cada mes y con base en eso, crear un presupuesto que te permita tener más control para poder ahorrar el 10% y controlar de forma más efectiva tu dinero.

    4. Ahorra por lo menos el 10% de lo que ganas.
    Esto podrá parecer poquito dinero, pero a la larga, ese ahorro que te ayudará mucho y principalmente a crear el hábito de ahorrar.

    5. Podrá sonar un poco anticuado porque nos resulta más sencillo usar la tarjeta para pagar todo, pero eso nos hace gastar más (de un 10% a un 20%) porque no nos permite seguir el presupuesto que creamos. Haz la prueba y verás la diferencia.

    6. No compres vehículos nuevos.
    Una vez que compras un vehículo se empieza a depreciar desde el momento que lo adquieres, lo mejor que puedas hacer es comprar un auto que sea de dos a tres años atrás para que así no te descapitalices y puedas moverte en un vehículo que no te dará problemas.

    7. Establece objetivos a largo y corto plazo.
    ¿Tienes en mente hacer un viaje, cambiar de auto o comprar una casa? Realizar esto te ayudará mucho a crear metas que te mantengan motivado para ahorrar o lograr obtener cosas que necesitas o deseas.

    8. No tengas más de una tarjeta de crédito.
    Tener varias tarjetas te crea confusión a la hora de llevar orden en tus gastos, lo que se traducirá en pagos a destiempo o deudas que no podrás cubrir porque no te apegarás al presupuesto que hiciste.

    9. Establece objetivos a largo y corto plazo.
    ¿Tienes en mente hacer un viaje, cambiar de auto o comprar una casa? Realizar esto te ayudará mucho a crear metas que te mantengan motivado para ahorrar o lograr obtener cosas que necesitas o deseas.

    10. Usa de forma sabia tus tarjetas de crédito.
    El crédito es un arma de dos filos, pues si no lo sabes manejar, los intereses se pueden convertir en una verdadera pesadilla. Sin embargo, puedes usarla como apalancamiento para comprar cosas que se presenten como una buena oportunidad. Siempre y cuando no olvides primero revisar que los pagos se ajusten a tu presupuesto.
    Otra forma de usar la tarjeta de crédito es como un medio para generar ingresos.

Contacta con nosotros

>